Barcos Vikingos

Es imposible entender la edad media europea sin uno de los mayores logros técnicos y artísticos que suponían los barcos vikingos. Estos barcos eran muy rápidos y tenían la fuerza suficiente para sobrevivir a los cruces oceánicos mientras tenían un calado de tan solo 50 centímetros. Esto les permitía navegar por aguas muy poco profundas.

La importancia de los Barcos Vikingos

Los barcos eran de gran importancia para la sociedad vikinga, no solo como medio de transporte, sino también por el prestigio que daba a su dueño y patrón. Los barcos permitieron a los vikingos embarcarse en sus viajes de comercio, incursiones y exploraciones de otras tierras.

La representación de los barcos la podemos encontrar en joyas, piedras conmemorativas y en monedas de la época vikinga. Algunas personas eran enterradas en sus propios barcos, o en escenarios parecidos a barcos hechos de piedra.

El éxito internacional de los vikingos como asaltantes, comerciantes y exploradores dependía de estos extraordinarios barcos, que se convertirían en los barcos más sofisticados de la época medieval.

El desarrollo cultural barcos en Escandinavia

Durante milenios los barcos han sido una pieza central en la cultura escandinava, con los propios propósitos pragmáticos y religiosos, y su importancia ya estaba profundamente arraigada el cultura escandinava antes del comienzo de la era vikinga.

Navegación Escandinava

Escandinavia es una región con relativamente altas cadenas montañosas interiores, bosques densos pero con fácil acceso al mar, donde se pueden encontrar muchos puertos naturales. Por esta razón, las rutas comerciales operaban principalmente a través del transporte marítimo, ya que los viajes por tierra eran más peligrosos y engorrosos. Muchos grabados en piedra de la Edad de Piedra Nórdica y, en particular, de la Edad del Bronce Nórdica, representan barcos en diversas situaciones.

En la era Vikinga

La era vikinga fue testigo de los primeros desarrollos locales de puertos comerciales en fortalezas y ciudades costeras, todos los cuales dependían profundamente del Mar del Norte y el Mar Báltico para poder crecer y sobrevivir. El control de las vías navegables era de gran importancia económica y política, en consecuencia, los barcos tenían una gran demanda. Debido a su abrumadora importancia, los barcos se convirtieron en un pilar de la religión vikinga, a medida que evolucionaron hasta convertirse en símbolos de poder y destreza. 

Las monedas de Hedeby, entre las primeras monedas danesas conocidas, tienen impresiones de barcos como emblemas, lo que demuestra la importancia de los buques de guerra en la zona. Gracias a tal importancia cultural y práctica, el barco vikingo se convirtió en el buque de guerra más poderoso y avanzado de la Europa de la época vikinga.

Tipos de Barcos Vikingos

Vikingos Noruega

Como hemos mencionado anteriormente, los barcos eran una parte fundamental en la cultura vikinga. Tanto para el comercio, la guerra y la propia vida diaria existían varios tipos de barcos, a continuación vamos a repasar los tipos de barcos vikingos:

Barco Fearing

Un Fering es un bote abierto que se maneja con dos pares de remos, eran muy comunes en la parte norte y oeste de Escandinavia. Estos barcos estaban construidos de forma de casco trincado, con tablas superpuestas y remachadas para formar el propio casco.

Las pequeñas embarcaciones encontradas, como el Barco Gokstad del siglo IX, se parecen a las que todavía se utilizan en el oeste y norte de Noruega. Estas dan testimonio de una larga tradición en la construcción de este tipo de embarcaciones. Los faerings pueden llevar una pequeña vela, tradicionalmente una vela cuadrada, además de los remos. La única diferencia significativa es la conversión de un timón de montaje lateral a un timón de popa. Se utilizan como pequeños barcos de pesca en áreas de la Noruega moderna.

Faering proviene de la palabra noruega færing (nórdico antiguo feræringr), que literalmente significa “cuatro remos“.

Knarr

Knarr barco de carga vikingo

Knarr es el término nórdico para los barcos que se construyeron para el transporte de carga. Una eslora de aproximadamente 54 pies (16 m) y una manga de 15 pies (4,6 m) no son atípicas, y el casco podría ser capaz de transportar hasta 24 toneladas. Desplazamiento total: 50 toneladas. Este es más corto que el tipo de barcos largos de Gokstad, pero los knarrs son más robustos por diseño y dependían principalmente de la potencia de la vela, y solo utilizaban los remos como auxiliares si no había viento en mar abierto. Leer más sobre Knarr

Longship (barco largo)

Los longship eran el tipo de barco para la guerra y la exploración que utilizaban los vikingos. El carácter y la apariencia de estos barcos se han reflejado en las tradiciones escandinavas de construcción de barcos hasta hoy. 

Drakkar

El barco largo se caracteriza por ser un barco de madera elegante, largo, estrecho y ligero con un casco de poco calado diseñado para la velocidad. El poco calado del barco permitía la navegación en aguas de solo un metro de profundidad y permitía desembarcos en la playa, mientras que su peso ligero permitía transportarlo en porteos . Los barcos largos también tenían dos extremos, la proa y la popa simétricas permitían que el barco cambiara de dirección rápidamente sin tener que dar la vuelta. Leer más sobre Drakkar

Barcos vikingos

Karvi

Los Karves (o Karvi) eran un tipo de barco pequeño con el casco ancho, bastante similar a los barcos de carga knarr de alta mar. Los karves se utilizaron tanto para la guerra como para el transporte ordinario, transportando personas, mercancías o ganado. Debido a que eran capaces de navegar en aguas muy poco profundas, sino que también se utilizaron para costear. Los Karvi tenían vigas anchas de aproximadamente unos 5 m (17 pies), tenían hasta 21 m (70 pies) de largo y permitían hasta 16 remos. El barco Tune de Noruega es un ejemplo de un barco histórico de Karve.

Snekkja o Snekker

Era el barco más pequeño utilizado para la guerra y se clasificaba como un barco de menos de 20 remos. Los Snekkja típicos tenían una longitud de 17 m (56 pies), un ancho de 2,5 m (8,2 pies) y un calado de solo 0,5 m (1,6 pies). Su tripulación constaba de 41 hombres, 40 remeros y 1 timonel.

Los snekkjas noruegos, diseñados para fiordos profundos y clima atlántico, generalmente tenían más calado que los barcos daneses diseñados para costas bajas y playas. Los snekkjas eran tan ligeros que no necesitaban puertos; simplemente podían vararlos e incluso llevarlos a través de un porteo.

Los snekkjas continuaron evolucionando después del final de la era vikinga, y los ejemplares noruegos posteriores se volvieron más grandes y pesados ​​que los barcos de la era vikinga. Una versión moderna todavía se usa en Escandinavia, y ahora se llama snipa en sueco y snekke en noruego.

Skeid

Estos barcos eran los buques de guerra más grandes y constaban de más de 30 bancos de remos. Un grupo de estos barcos fue descubierto por arqueólogos daneses en Roskilde durante el desarrollo en el área del puerto en 1962 y 1996-1997.

El barco descubierto en 1962, Skuldelev 2, es un drakkar Skeid construido en roble. Se cree que se construyó en la zona de Dublín alrededor del 1042. Skuldelev 2 podría transportar una tripulación de entre 70 y 80 personas y mide poco menos de 30 m (98 pies) de largo. En 1996-1997, los arqueólogos descubrieron los restos de otro barco en el puerto. Este barco, llamado Roskilde 6, de 37 m (121 pies) es el barco vikingo más largo jamás descubierto y data de alrededor del año 1025.

Construcción de los Barcos Vikingos

Los primeros barcos largos se pueden rastrear hasta su origen entre el 500 y el 300 a.C., cuando se construyó el barco danés HjortspringSe ataba con cuerda y solo se remaba, no tenía vela. Tenía secciones transversales redondeadas y, aunque tenía 20 m (65 pies) de largo, tenía solo 2 m (6 pies) de ancho. A diferencia de los barcos posteriores, tenía una proa y una popa bajas. Una característica distintiva es la sección de arco recortada de dos puntas.

El primer Drakkar

El primer drakkar verdadero fue el barco Nydam, construido en Dinamarca alrededor del 350 d.C. También tenía secciones submarinas muy redondeadas, pero tenía un destello más pronunciado en la parte superior, lo que le daba más estabilidad y mantenía más agua fuera del bote a alta velocidad o en olas. En este caso su construcción ya se clavaban las maderas del casco con clavos de hierro. La proa y la popa tenían una ligera elevación. La quilla era una tabla aplanada de aproximadamente el doble de grosor que una tabla de traca normal, pero todavía no era lo suficientemente fuerte como para soportar el empuje hacia abajo de un mástil.

Barco real vikingo en museo

La evolución de los barcos vikingos

Las velas comenzaron a utilizarse posiblemente a partir del siglo VIII. El primero tenía un patrón trenzado o cuadriculado, con tiras estrechas cosidas entre si. Alrededor del 700 d.C. el barco Kvalsund fue construido, es el primero con una verdadera quilla. Su forma de sección transversal era más plana en la parte inferior con menos destellos en la parte superior. Esta forma es mucho más estable y capaz de soportar mares más agitadas. Tenía la proa alta de los barcos largos posteriores. 

Después de varios siglos de evolución, el drakkar completamente desarrollado surgió en algún momento a mediados del siglo IX. Su figura de cabeza alargada, elegante y amenazadora tallada en la popa, como el barco Oseburg, se hacía eco de los diseños de sus predecesores. El mástil ahora tenía una sección cuadrada y estaba ubicado hacia el medio del barco, y se podía bajar y subir. Los costados del casco se unieron para permitir que se flexionara con las olas, combinando ligereza y facilidad de manejo en tierra. Los barcos eran lo suficientemente grandes como para transportar carga y pasajeros en largos viajes oceánicos, pero aún mantenían la velocidad y la agilidad.

Barco Largo Vikingo

La Madera Utilizada en barcos vikingos

El análisis de muestras de madera de barcos largos vikingos muestra que se utilizaron una variedad de maderas, pero hubo una fuerte preferencia por el roble, un árbol asociado con Thor en la mitología vikinga. El roble es una madera pesada y duradera que se puede trabajar fácilmente con azuela y hacha cuando está verde. Los barcos generalmente grandes y prestigiosos fueron hechos de roble. Otras maderas utilizadas fueron fresno, olmo, pino, abeto y alerce. El abeto es ligero y parece haber sido más común en diseños posteriores para listones internos del casco (largueros).

Maquetas de Barcos Vikingos

Te Puede Interesar

Última actualización el 2021-05-08 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados